FSC-CCOO Extremadura | 26 febrero 2024.

CCOO denuncia el desprecio a la libertad de prensa en la Agencia EFE el día de su celebración mundial

    Año y medio sin consejo de redacción y de sometimiento de la información a intereses espurios.

    04/05/2016.
    Sede de la Agencia EFE en Madrid. Imagen: Javier Lizón (EFE)

    Sede de la Agencia EFE en Madrid. Imagen: Javier Lizón (EFE)

    La Organización de las Naciones Unidas (ONU) acordó en 1993 que cada 3 de mayo se celebrara el Día Internacional de la Libertad de Prensa.

    La Agencia Efe, empresa pública de comunicación social, sigue sin disponer de una regulación legal que la ampare plenamente en el ejercicio de este derecho, según las disposiciones de la carta de los Derechos Humanos de la ONU de 1948 o de la Constitución Española de 1978.

    La perseverancia durante años pasados de algunas fuerzas sindicales consiguió que se reconocieran como derechos algunos aspectos relacionados con el ejercicio de la profesión periodística y la libertad de prensa en esta empresa pública y que se plasmaran en un Estatuto de Redacción, que se vinculó al Convenio Colectivo de Efe (BOE 15-10-2010) hace una década.

    Unos días atrás, el grupo parlamentario de Podemos presentó una proposición no de ley para dotar a Efe de una legislación que regule su actuación como servicio público en el sector informativo, encaminada a facilitar el control parlamentario de su gestión y actividad y a liberarla de las ataduras e intereses que desde años la atenazan.
    Además, ese Estatuto de Redacción, corpus ético de los profesionales del periodismo de Efe y de sus filiales, colaboradores habituales y otros compañeros de "batalla de la noticia" -cámaras, fotógrafos, periodistas, editores, etc.-, establecía la creación de un Consejo de Redacción, órgano encargado de velar por su cumplimiento.

    Pues bien, una vez disueltas las Cortes, cuatro meses después de celebradas las pasadas elecciones generales, esta sección sindical quiere resaltar la situación en la que se encuentra la agencia pública de comunicación Efe con un Ejecutivo en funciones en este día de exaltación de la Libertad de Prensa.

    Efe carece de Consejo de Redacción desde hace más de un año y medio al considerar el presidente de esta empresa pública, José Antonio Vera Gil, y su equipo directivo que ha concluido su mandato y no puede actuar "en funciones". Además han paralizado las elecciones para su renovación en dos ocasiones desde el otoño de 2014.
    Todo esto sucedió por la intención de los gestores de Efe de bloquear la inclusión al censo electoral de esas elecciones al Consejo de Redacción de participantes que en otras ocasiones lo fueron y que la dirección decidió que no podían participar por cuestiones "semánticas" -lo que antes era una filial ahora es una participada, para los gestores de Efe y Efeagro-.

    En el fondo, lo que importaba era si Efeagro y sus negocios e informaciones, filial de Efe y controlada por un "amigo de Vera", César Lumbreras, después de que BBVA vendiera su 50 por ciento en la sociedad a un supuesto testaferro del mismo, Isidro Santacreu, pudiera ser fiscalizada como lo fue antaño o serlo en adelante.

    Finalmente, fue la observancia o no de la norma o de la costumbre lo que ha condicionado que la agencia de noticias propiedad de todos los españoles carezca desde hace casi dos años de un órgano que escrute las buenas prácticas del ejercicio periodístico en Efe, cuyas funciones se están torciendo últimamente -en 2013 cambió su objeto social e incluyó la faceta de organizador de eventos y receptor de patrocinios-.

    El resultado de todo ello queda claro para esta sección sindical, aunque muy pocos lo reconozcan: Efe se ha convertido en un reino de taifas durante este gobierno del PP y los principios de interés general, veracidad, representatividad, etc., han quedado bajo el sometimiento de lo particular, gubernamental, patrocinado?

    Todavía pueden alzarse algunas voces y la periodista azerbaiyana presa y galardonada este año con el premio internacional de la Libertad de Prensa, Jadira Rovshan Ismailova, a la que apoyamos en su denuncia, sirve incluso para justificar nuestro discurso (Efe suscribió acuerdos con la ex república soviética de Azarbaiyán, de dudosa calidad democrática, y con la "dictadura" de Kazajistán de cuyos detalles nada sabemos después de varios años).
    CC.OO. aprovecha nuevamente para pedir explicaciones al presidente de Efe sobre su proceder en esta legislatura que acaba de terminar y para recordarle que los pasos dejan huellas, incluso los que no se han caminado porque no se ha permitido dar.